Rehabilitación de cubiertas metálicas
Haga click para ampliar la imagen En ciertas ocasiones, una cubierta metálica deficientemente diseñada o mal construida puede ser un verdadero dolor de cabeza para sus propietarios.

Cuando una solución parcial no es factible, una solución como la que presentamos es idónea.
Las cubiertas metálicas tienen como puntos débiles los rematados, especialmente cuando las pendientes son mínimas.
La solución que proponemos pasa por emplear la cubierta existente como base portante para una nueva cubierta de lámina sobre aislamiento.
De esta manera, con una sola actuación conseguimos una cubierta completamente estanca, impermeable, al tiempo que aportamos aislamiento al edificio.

Por otra parte podemos elegir el color de la nueva cubierta en función de la lámina que escojamos, pudiendo llegar a conseguir una cubierta blanca, beige, gris, negra, o incluso color cobre o aluminio.

La garantía del sistema depende de la lámina a colocar, pudiendo variar entre los 5 y los 20 años.
Volver atrás
Contactar Contactar  Aviso Legal Aviso Legal  © REVIMPE, S.L. 2018